flor
facebook twitter

Nací en Madrid, un veinticinco de abril en el que, según me cuentan, llovía a mares. Siempre lo he considerado un símbolo de prosperidad, no sé por qué.

Estudié Derecho en la Universidad Autónoma de mi ciudad. Lo estudié en parte porque me gustaba y en otra parte porque carecía de la suficiente confianza en mi arte como pintora o como literata. En aquella época mi licenciatura soñada era la de Bellas Artes, lo cual aún se hacina en mi lista abigarrada de “to-do” o “cosas por hacer”. Ya le llegará el turno.

En cuanto a la escritura, estaba demasiado ocupada leyendo. Me animé a perfeccionarme como devoradora de libros acudiendo a la hoy desaparecida Escuela de Letras de Madrid.

Llevo años desde entonces desmenuzando mis lecturas, intentando diferenciar entre lo que “parece que dice el escritor” y lo que “realmente dice” en un ejercicio fascinante al que dedico los ratos que mi profesión de abogada (bendita ella, que me da de comer), me permite.

El resto del tiempo, cuento historias. Historias de mujeres, principalmente, porque es el mundo que conozco y que comprendo. Ojalá disfrutéis de “Carpe Diem,baby” y os haga soñar y pasar buenos ratos. Es mi primera incursión en la literatura y la próxima está cerca. Mientras tanto, gracias por estar ahí.

Belen Guiomar